viernes, 15 de mayo de 2015

Las vueltas de la vida

Y la vida da tantas vueltas, me quede pensando en tantas cosas y llegaron a mi mente tantos recuerdos, de esos recuerdos de hace años cuando disfrutabamos las visitas de la abuela, el llegar la abuela a casa era día de fiesta, dia de ver a todos los primos, que todas las tias estuvieran tambien reunidas, era escuchar que la cocina de mi madre y de la casa de la abuela (la cual estaba sola en su ausencia) se abrieran las puertas, se removieran las cazuelas, se guisara en grande como para una fiesta, asi tipo de esas de rancho en que cierras las calles para poder poner mesas hasta en la banqueta, a pesar que la casa era grande y mas a comparación de las minicasas que ahora construyen.

Era estar todos contentos recibiendo regalos, porque asi era la abuela, despues de un viaje de 12 horas desde Dallas Texas, llegaba con su camioneta repleta de regalos para todos los nietos y para su hijas, ya que nuestra familia por cuestiones del destino se separo, 4 hijas se quedaron en Mexico y 5 hijos se quedaron en EEUU.

Y casi cada año se planeaban esas reuniones, en las que nos ibamos a un rio, un parque o un dia de campo y la camioneta tipo sardina con tanta gente y niños llegaba repleta.

Habia dias en que los adultos se iban a desayunar y se olvidaban de nosotros y no habia un sentido de abandono si no de libertad porque era cuando los primos haciamos de las nuestras y jugabamos, reiamos o simplemente al llegar la noche nos tirabamos arriba de la placa de la casa a ver las estrellas.

En ese tiempo no existian ni las computadoras, los celulares, las tablets, nada de eso, era solo jugar con nuestra imaginación.

Todo esto termino con el fallecimiento de la abuela quien despues de su tercer matrimonio y despues de haber enterrado a cada uno de sus maridos, el ultimo al que amo tanto a los pocos meses de su partida ella se fue, asi simplemente un día se lastimo el pie y al revisar le dijeron tiene cancer en los huesos y en menos de 2 meses ya no estaba con nosotros a su tierna edad de 62 años. Asi que mi abuela no fue una abuela de esas con canas en su cabello y arrugas en su piel, fue una abuela jovial, bailadora, risueña, siempre arreglada y llena de joyas, con un cuerpo curvilineo y como decimos aqui petacona, muy coqueta decian, para mi simplemente fue mi abuela.

Hoy en dia la familia poco a poco se ha separado, las primas aun intentamos reunirnos, pero es logico cada dia tambien las familias van creciendo, una hermana ya es abuela, otras primas igualmente ya tienen hijos en edad casadera y asi seguira creciendo, las tías, esas 4 hijas que dejo la abuela,con la partida de mi madre acabo la ultima con el mismo mal la diabetes y la insuficiencia renal que ha cada una les ha cobrado la vida.

Este fin de semana tuve la dicha despues de 10 años recibir a una prima y una tía de EEUU, me encanto tenerlas en casa, sabia que a comparacion de su casa, mi minicasa es una caja de zapatos, pero lo que siempre me ha gustado es que quienes me visitan se van con una sonrisa y con tanto amor de haber sido bien recibidas y bien atendidas, les digo me salen baratas, porque con ellas no es de ir a un restaurantes, es ir a buscar una tostada de la siberia, es buscar unos tacos, comer tortillas de harina y frijoles, galletas que no tan faciles encuentran alla pese al comercio, es comer frutas porque es algo que noto cuando voy a Dallas, la fruta y verduras son caras a comparacion de Mexico y aun a comparación de su sueldo, las comodidades no lo niego para su nivel pese que son clase trabajadora, tienen mas metros de terreno y construccion que 3 o 4 casas de mi colonia juntas y aun asi dice mi tía, me he quedado asombrada como son tan felices y no tienen tanto espacio y sale la empollona de yo, con mi frase favorita, "Doy Gracias por querer tanto y no necesitar nada", es una frase que para mi se aplica mucho, tengo mi casa pequeña, con sus detalles aun pendientes, con objetos reciclados, con algunos muebles  nuevos con otros de medio uso y con sus cuadros tipo colage que yo  misma he creado, asi es mi casa que creo refleja mi personalidad, rara y extraña y a la vez apacible.

Y me dio gusto ahora llevar a las primas en la camioneta tipo sardina a una quinta que rente el fin de semana, que mis primas y mis hermanas llegaran y estuvieran todo el dia, que pudieran visitar al primo que tengo en estos momentos luchando contra el cancer y las primas que se han alejado, pero que ahora gracias a los dispositivos moviles estamos mas en contacto.

La vida da muchas vueltas, ya no tengo abuela, ya no tengo madre, ya no tengo tias, pero aun me queda esa parte en el exterior y esas primas que poco a poco seran tambien abuelas y quien dice que en unos 18 o 20 años Dios me conceda y un día yo tambien sea abuela.

Y quisiera un día llegar de visita con mi hijo y llegar cargada de regalos y como dicen a quien Dios no da hijos da sobrinos y tal vez adopte mas sobrinas para tener llena mi mini casa o rentar un lugar donde las pueda recibir a todas y hacer una fiesta y no digo que cocinare como lo hacia mi madre, mis tías y mi abuela, pero estoy segura que no faltara la comida y tal vez algun día una nieta recuerde como era su abuela.



1 comentario:

  1. Con las familias más pequeñas cada día, esas convivencias se han ido perdiendo y si le agregas celulares y tal, los recuerdos se van archivando en una tarjeta de memoria, corriendo el riesgo que en cualquier momento se pierdan y no quede nadita de nada.

    Beso Comadre

    ResponderEliminar

A mi no me gusta el chisme, simplemente es comunicación

Esas diferencias que nos hacen únicos. Para el ella es su crush si su amor platónico, le gusta verla de lejos, entrar en su muro, leerla,...