martes, 21 de octubre de 2014

Para cambiar hay que volver a nacer

Es extraño como vas cambiando, algunas cosas que lograban hacerte sonreir ahora te parecen tan estupidas y vanas, aquello que te causaba felicidad ahora te causa indiferencia, no puedo decir que dolor, porque para llegar a la indiferencia primero comenzo doliendo, cuando tienes una persona a tu lado y comienza a ser tensionante verle, estar cerca, compartir y poco a poco en vez de ser felicidad te da una tristeza enorme, te sientes mal y hasta el estomago se empieza a deteriorar entonces es tiempo de decir adios, pasa el tiempo y al final ya no hay recuerdos, ya solo indiferencia y una sonrisa vuelve a dibujarse en tus labios pero ahora por razones diferentes.

Somos ciclicos asi es la humanidad, los mismos sentimientos, los mismos pecados, los mismos errores, tenemos mala memoria es cierto, muchas veces decimos si me equivoque ya no lo volvere a hacer, sin embargo no hay nada mas humano que sentir, ya sea amor, alegria, llanto, tristeza o felicidad.

A veces quiero ser diferente en algunos aspectos, pero siempre me doy cuenta que simplemente si algo te funciona para que cambiarlo.

- Hasta que te peinaste y se te ve la cara
- Pues minimo yo tengo con que peinarme y no como otros que se les ve ya el chicle de la paleta tutsi pop








No hay comentarios:

Publicar un comentario

Mañana volveremos #Mexicocreoenti

Hoy no hay sonrisa, hoy hay angustia, esa angustia que sientes que te desgarra el alma, si ya era caótico cuando pensábamos en tanta gente a...